1PL, 2PL, 3PL, 4PL y 5PL: Tipos de operadores logísticos, diferencias y ventajas

Contratar operadores logísticos es una práctica muy común cuando se busca la eficiencia a la hora de transportar mercancías. Dada la complejidad de los procesos logísticos y el aumento de los e-commerce, cada vez son más las empresas que utilizan estos servicios y las que surgen para ofrecerlos.

Las últimas son las que comúnmente llamamos operadores logísticos. Estas empresas están especializadas en gestionar parte o la totalidad de los procesos que se incluyen en la cadena de suministro. Pueden dedicarse al almacenamiento, el transporte, la gestión de inventarios, la distribución… Pero, lo principal es que se adaptan a las necesidades específicas de cada cliente con distintos niveles de integración.

A nivel internacional se las conoce con el término PL (party logistics o proveedores de logística), y el número que acompaña al término indica el grado de externalización de la logística. Es decir, cuanto mayor es el número delante de PL mayor es el nivel de externalización.

Tipos de operadores logísticos

Como ya hemos comentado, el número que acompaña al término PL indica el grado de externalización de la logística. De acuerdo con esto podemos clasificar a los operadores logísticos de la siguiente forma:

1PL o First Party Logistics

Se trata de particulares o empresas que almacenan y transportan la mercancía directamente, incluyendo la entrega y recepción. Suele aplicarse en pequeñas empresas productoras que distribuyen localmente y que son autosuficientes en cuanto a logística.

Los proveedores de logística 1PL son agencias de transporte que distribuyen mercancías, por lo que se encargan de la compra y manutención de la flota de transporte, así como de la gestión de conductores.

2PL o Second Party Logistics

Suponen el primer paso de una empresa fabricante en la externalización de tareas logísticas. Las empresas que ofrecen estos servicios 2PL se consideran operadores logísticos porque, además del transporte, se encargan también del almacenamiento de mercancías.

Los operadores logísticos 2PL suelen trabajar en el área nacional a pesar de ofrecer solo servicios estándar. Es la empresa contratante la que coordina la flota de transporte y prepara los pedidos en almacén. Un buen ejemplo son las compañías navieras y de transporte terrestre.

3PL o Third Party Logistics

Externalizan la mayoría o todas las operaciones logísticas. Este operador 3PL se sitúa como intermediario entre fábrica y clientes. Y, además de proporcionar servicios de transporte y almacenaje en sus instalaciones, también utiliza su propia flota de vehículos. De esta manera organizan el transporte, la trazabilidad de la mercancía y las operaciones del almacén (preparación de pedidos, control de inventario, logística inversa y cross-docking).

Los proveedores logísticos 3PL optimizan la gestión de la cadena de suministro, librando a la empresa de este proceso. Aunque la empresa contratante es la propietaria de los bienes almacenados y sigue teniendo el control global y administrando pedidos y facturas, por lo que no hay diferencia entre un operador 2PL y un fabricante que gestiona su propia logística.

Cabe destacar que los operadores logísticos 3PL ofrecen servicios personalizados de acuerdo a las necesidades de cada cliente, y los acuerdos que establecen suelen ser a largo plazo, permitiendo una optimización progresiva de la cadena de suministro.

4PL o Fourth Party Logistics

Son proveedores logísticos que proporcionan servicios de consultoría logística, planificación, localización, gestión, integración de nuevas tecnologías, además de actuar como supervisores del funcionamiento de la cadena de suministro. Estos operadores no ejercen las tareas físicas de transporte y almacenaje.

Podemos decir que los 4PL controlan completamente la cadena de suministro del fabricante, diseñándola y optimizándola para conseguir una mayor eficiencia. Además, también se encargan de contratar proveedores 3PL para las tareas físicas, ejercen de interlocutores entre los proveedores y los clientes y suelen ser contratos a largo plazo.

5PL o Fifth Party Logistics

Los 5PL integran los servicios de los 3PL y la optimización de la cadena de suministro del 4PL. Son la externalización logística más avanzada, ya que gestionan varias cadenas de suministro a nivel mundial. Sus servicios permiten que las empresas que las contratan dejen en sus manos el 100% de la logística y la cadena de suministro.

Los 5PL son empresas que deben contar con una relación perfecta entre las operaciones a ejecutar para que la logística esté completamente optimizada. Y es que controlan desde los procesos de fabricación hasta los de logística inversa. Sin embargo, para la mayoría de tareas intermedias subcontratan a su vez a operadores 4PL y 3PL.

El operador logístico ideal

No podemos hablar de algo así como un operador logístico ideal, sino que las empresas e importadores han de considerar cuál de los niveles se ajusta mejor a ellas y a sus necesidades. Solo examinando cuidadosamente todas las opciones existentes en el mercado será posible encontrar el que mejor se adapte a la naturaleza del negocio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.